Hoy en día, el suelo laminado esta experimentando el mayor grado de aceptación que ha tenido nunca, y esta siendo reconocido como una buena alternativa ante el uso de tarimas de madera debido a su rápida y sencilla instalación, su protección al hinchamiento y su escaso grosor.

Gracias a su gran resistencia y su fácil mantenimiento, resulta idóneo para resistir el gran desgate al que se exponen las estancias de uso intensivo. Con las técnicas mas avanzadas, se consiguen fabricar reproducciones autenticas de madera, así como todo tipo de materiales y diseños exclusivos.